miércoles, 9 de noviembre de 2011

Sucesos Disney

¿Y qué si os cuento que la Cenicienta asesinó a todas las casaderas que calzaban su mismo número de pie en cuanto su hada madrina le dió información de lo que iba a pasar pocos días después para casarse con el príncipe y hacerse con toda su fortuna?

¿Qué tal si os cuento que en realidad Aladdín no era más que un miembro de AlQuaeda que disfrutaba imponiendo la Sharia y que se inventó una doble vida para conquistar a Jasmine y obtener el poder en un estado, para imponer sus leyes regidas por el Islam?

Lo mismo que si os digo que Blancanieves no era más que una adicta a la heroína y que disfrutaba como fetiche del sexo con disminuídos —pocas veces mejor dicho— físicos.

Mowgli, era un chico que disfrutaba consumiendo setas alucinógenas que le "permitían" hablar con los animales. Gracias a ello, evitó convertirse en un caníbal más de su tribu homicida, viviendo como toxicómano.

Tiana no parecía una mala persona hasta que fue detenida por practicar bestialismo. La zoofilia la empujaba a abusar sexualmente de sapos y otras criaturas de las que decía "eran apuestos príncipes".

Diversas fuentes confirman que las hienas Banzai, Ed y Shenzi sólo trataban de adquirir su merecido puesto en la sociedad de una monarquía absolutista impuesta por Mufasa, que las obligaba a vivir como parias en la sabana.

Pinocho, sin lugar a dudas era un muñeco inerte de madera que mediante conjuros satánicos pronunciados por Geppetto tomaba "vida".

Los humanos que dieron muerte a la madre de Bambi, llevaban doce días sin comer tras un accidente de avioneta, y si no hubiese sido por el sacrificio del animal, probablemente habrían fallecido a causa de la inanición.

Winnie the Pooh nació en el 1961, y aunque no haya mucho que decir de él, sabemos que gusta de pasear con niños jóvenes. A día de hoy no se ha demostrado su autoría en delitos contra la libertad sexual, pero continúa en calidad de sospechoso.

Al príncipe de Ariel siempre le pusieron las mujeres mudas o sordomudas, para practicar sus mayores perversiones sexuales sin que nadie pudiese denunciar los hechos.

Bestia, aprovechó de la posesión de un espejo mágico para actuar como un voyeur profesional, se masturbaba viendo imágenes de jovencitas a las que espiaba sin sentir remordimiento alguno. Por otro lado, Bella sufría un clarísimo cuadro de Síndrome de Estocolmo enamorándose de su depravaso captor. Gastón, perdió su vida regalándosela a una Bella que la rechazó de la más horrible de las formas.

Clayton, un pequeño empresario inglés, sólo quería labrarse un futuro como vendedor de gorilas en su tierra natal, sus planes se vieron truncados, cuando un Neanderthal consiguió que se ahorcara entre unas lianas, pronto se recordaría como uno de los sucesos más escalofriantes de esta serie de energúmenos.

Cruella de Vil murió a causa una hipotermia severa por la que tuvieron que amputarle dos dedos del pie izquierdo y la pierna derecha a la altura de la rodilla. La operación se complicó y dejó nuestro mundo en un invierno más crudo de lo habitual, si tan sólo hubiese tenido una buena manta de dálmatas con la que taparse...

¿Que qué quiero decir? Bueno, a veces los malos no son tan malos, y los buenos tampoco son tan buenos, ¿no? Depende mucho de quién te cuente la historia. Esto no es agradable.

3 comentarios:

  1. Di que sí, hombre. Destrozando infancias por doquier. Pero me ha gustado. Tienes mucha imaginación. Sólo a ti se te podría ocurrir, ¡Espero que esto no lo hayas copiado! Si no es así acá te te dejo mis dies xD. Por cierto, estaba claro que Winnie the Pooh era el pedo bear original. Creo que me quedo con la historia de las personas que mataron a la madre de Bambi.

    ResponderEliminar
  2. Carlos, gracias por decir adiós a mi infancia de esta manera xD por cierto,te has olvidado de Alicia en el país de las maravillas, que era la mas drogata y más loca de todos, sin comparación.
    Te amo

    ResponderEliminar

Visitas